Publicidad

banner-lainco


Editorial

Carteristas

Un estudio realizado hace 15 años y que he releído estas semanas utiliza la metáfora de la «plataforma ardiente». En ese cuento los trabajadores de una plataforma petrolífera situada en un océano frío y alejado de la civilización han de tomar una grave decisión para afrontar un incendio imposible de controlar; el debate entre los que piensan que es mejor esperar el rescate y los que creen que lo que debe hacerse es iniciar un abandono de ésta y afrontar la incertidumbre de una travesía por las gélidas aguas sólo se decanta por esta arriesgada opción cuando se empiezan a chamuscar los pantalones.

Creo que esta descripción del mecanismo por el cual se toman las decisiones se ajusta a la realidad, pero del mismo modo creo que no nos conviene esperar mucho más a que nos llegue el aroma a chamusquina para ponernos seriamente a planificar una travesía marítima, no sea que nos quememos el trasero.
Lo que hasta ahora ha sido un debate de salón, en el que la profesión ha podido fantasear sobre cuestiones como la estructura empresarial de las farmacias y la atención farmacéutica sin tener que profundizar mucho en ellas, más allá de sesudas sesiones congresuales, debería evolucionar hacia la elaboración de un plan estratégico del sector. No nos van a valer paños calientes para afrontar una situación que, a pesar de que algunos creen pasajera, tiene toda la pinta de querer quedarse con nosotros algunos años. Algunos más, aún.
La crisis económica que está afectando al sector mediante los recortes de precios y de márgenes impulsados por una Administración apurada en sus cuentas está siendo, además de un calvario para las carteras, un acicate para poner encima de la mesa cuestiones que están en el meollo del modelo que tenemos y del que tan satisfechos estamos.
En este contexto, se empiezan a insinuar debates sobre la viabilidad económica de un sector tan capilar como el nuestro que genera un 20% de farmacias con una economía muy modesta, sobre la conveniencia de mantener un sistema de retribución ligado exclusivamente al precio del medicamento, sobre la posibilidad de crear instrumentos colectivos para poder ofrecer productos y servicios de una manera más eficiente, sobre la necesidad de diferenciación y especialización de las farmacias; en definitiva, sobre la reconversión del sector, y creo importante en este punto remarcar el sentido conservador que quiero dar a la palabra reconversión en el contexto de mi relato, porque los que se reconvierten son los que conservan el sitio. Estoy convencido de que el sector se encuentra inmerso en este proceso de debate, pero es necesario un esfuerzo para ordenarlo y sistematizarlo para que no se convierta en un guirigay. Sin este esfuerzo a lo más que podemos aspirar es a lanzar ideas bienintencionadas que corren el riesgo de quedar flotando en una nebulosa.
No voy a lanzar ideas ni a valorar alguna de las que en estos momentos circulan. Voy a intentar ser disciplinado y mantener la prudencia que exige el convencimiento de que entre una idea y un negocio hay un trecho muy largo, y la certeza de que las carteras no se llenan de ideas. Sencillamente voy a insistir una vez más en la necesidad de construir una nueva realidad, aunque sólo sea para aliviar su pena. La de las carteras.

Valorar este artículo
(0 votos)
Francesc Pla Santamans

Farmacéutico comunitario. Director de El Farmacéutico

Más en esta categoría: « La vuelta El avestruz »

Dejar un comentario

En el último número de la revista...

El siglo pasado parece lejos, ¿no? Y aún más en estos tiempos en que, aunque nos digan que nada ha cambiado en lo que se refiere a su medida, lo que realmente percibimos es que ...

Carmen Peña finaliza esta entrevista con una frase que la retrata muy bien: «Yo creo –dice– que ese concepto de mirar al futuro, pero siempre con mucha información de ...

Macarena Pérez no le robó el novio adolescente a su compañera de habitación en el colegio donde estudiaba, pero ese chico fue su primer contacto con su profesión a ...

Se define la diarrea como cualquier variación significativa de las características de las deposiciones respecto al patrón habitual previo del paciente, tanto en lo que se refier ...

El cabello es una de las señas más fuertes de la identidad de una persona y cuando éste es saludable es, además, un símbolo de juventud y vitalidad. En este sentid ...

El ojo seco es una enfermedad crónica y compleja, en la que intervienen múltiples factores, que debe abarcarse desde distintos ángulos. Afecta a la superficie ocular, a la conju ...

En el anterior artículo de esta serie (El Farmacéutico n.º 589, págs. 40-42) llamábamos la atención so ...

«Consulta de gestión patrimonial» es una sección dedicada a contestar preguntas que el farmacéutico se plantea diariamente sobre la gestión de su patrimonio.< ...

Aunque estamos muy acostumbrados a la Rioja española, en el mundo del vino existe la que muchos llaman la «otra» Rioja. La provincia de La Rioja se encuentra en el noroeste de Arg ...

Selección de las últimas novedades literarias.

...

Este oxímoron surgido durante la pandemia nos trae de cabeza a todos los habitantes del planeta. A los farmacéuticos también, por supuesto, porque nada hay más desconcert ...

Las epidemias nos han acompañado a lo largo de la historia. Si nos ceñimos al siglo XIX, 6 pandemias en sucesión acabaron con la vida de millones de personas en los cinco contin ...

 

Revista El Farmacéutico

El Farmacéutico

La revista El Farmacéutico y su web son un producto de Ediciones Mayo, S.A. dedicado a la formación e información de los profesionales farmacéuticos. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por El Farmacéutico reemplazará la relación de los profesionales farmacéuticos con los pacientes.