Publicidad

Banner_rinastel
Ya viene el sol

Ya viene el sol

Escribo este artículo cuando parece que las aguas liberalizadoras de la farmacia, que se revolvieron de forma nada inocente el pasado 28 de diciembre, parecen volver a su cauce. Tras la alarma inicial, he visto como en foros y organizaciones profesionales se ha defendido nuestro modelo de farmacia por su carácter sanitario, a diferencia de otros sistemas extranjeros, que se tienen por más comerciales. Me ha faltado escuchar el grito de ¡Santiago, y cierra España! para retrotraerme a épocas más oscuras de este país.
Durante el pasado mes de noviembre tuve la oportunidad de visitar la ciudad argentina de Rosario. Después de 4 años de ausencia, regresé a la tierra del gran Fontanarrosa, cuyo fantasma aún permanece en el legendario café literario El Cairo.
Cuando los farmacéuticos tratamos de explicar lo que podemos aportar a la sociedad, con frecuencia lo hacemos de una forma que no es que no nos entiendan, sino que a poca gente le importa.
A Guadalupe se le ha muerto el loro. Me lo contó el otro día, cuando nos vimos en la consulta a la hora que habíamos convenido. Después de treinta años de acompañarla en su soledad, un resfriado mal curado se lo llevó.
La lectura a principios de este verano del libro El legado de Mandela: quince enseñanzas sobre la vida, el amor y el valor, la biografía que escribió hace años Richard Stengel sobre el carismático líder africano, me ha hecho dar una vuelta de tuerca más a mi reflexión sobre el futuro de la atención farmacéutica.
Una profesión que lo cifre todo al margen comercial de la venta de un producto, con un único cliente en ocho de cada diez de sus transacciones, está vendida. Sin embargo, aquella cuyo valor se base en el conocimiento que aporta para resolver problemas reales que tiene la sociedad, no morirá nunca. Siempre y cuando tenga, claro está, los reflejos suficientes como para ir modificándose conforme esos problemas de la sociedad vayan evolucionando.
Los títulos que expiden las universidades representan una garantía jurídica para la sociedad. Quienes reciben –en nombre de Su Majestad el Rey, y a través del Ministerio de Educación– una titulación universitaria gozan de los requisitos mínimos exigidos para ejercer una profesión, de acuerdo con las responsabilidades que la legislación del país marca.
En épocas de crisis, que suelen serlo también de mudanzas, es frecuente discutir sobre lo que es propio de nuestra esencia y de lo que no lo es, de cuál es el camino que debemos llevar, o el que no nos conduciría a ninguna parte, o aún peor, el que nos hiciera caer en el abismo.
Recientemente me invitaron a impartir una conferencia para una asociación de farmacéuticos de una región española castigada por la crisis farmacéutica de manera especial, con muchas farmacias con estanterías vacías y los farmacéuticos a las puertas de los bancos para pedir un crédito, pignorando sus títulos por culpa de un estado que no paga sus compromisos.
Recientemente, visité México por primera vez en mi vida. Había estado de paso por el aeropuerto, para ir a Honduras o a Guatemala, pero nunca tuve la oportunidad de estar en ese país. Fui con motivo de unas Jornadas organizadas por el Foro Iberoamericano Ciudadanos y Salud, que dirige Manuel Amarilla.
El pasado 18 de diciembre se cumplió el décimo aniversario del Documento de Consenso sobre Atención Farmacéutica. Aquel día, en la sede de la Real Academia de Farmacia se presentó el texto que un grupo de expertos trabajó durante bastante tiempo, con el bienintencionado objetivo de desarrollar una práctica profesional incipiente, la esperanza de una generación de farmacéuticos, que soñaba con un futuro asistencial orientado a los pacientes.
La atención farmacéutica no va en España. Esa ha sido mi conclusión personal tras la séptima edición del Congreso que la Fundación Pharmaceutical Care España ha celebrado, esta vez en Vigo. No se trata de que el programa elaborado no haya sido interesante, ni de que los talleres ofrecidos no hayan tocado aspectos que sea necesario tratar. Lo que pasa es que hay un miedo terrorífico, valga la redundancia, a afrontar el reto no ya de la atención farmacéutica, sino del más que lúgubre futuro de la farmacia comunitaria que nos han dibujado desde fuera, y que nosotros estamos contribuyendo a colorear. Porque la realidad más cruda es que el miedo no es tanto a construir la atención farmacéutica como a perder un modelo mediterráneo de farmacia, moribundo y sin alternativas.
Página 5 de 6

En el último número de la revista...

Om es el mantra más conocido en la cultura occidental, pero, sin duda alguna, en el entorno del sector de las farmacias existen algunos que podrían competir en popularidad con ...

Definición y prevalencia
Definición de sueño
El sueño es una necesidad biológica ...

Introducción y definición
Entre las afecciones de garganta nos encontramos una serie de procesos que afectan a la mucosa y s ...

Con frecuencia escuchamos a parte de la población confundir la intolerancia a la lactosa con la «alergia a la leche». En algunas ocasiones, se llega a oír incluso «so ...

Objetivos de aprendizaje

  • Conocer los principales trastornos del neurodesarrollo.
  • Reconocer los síntomas que pue ...

«Consulta de gestión patrimonial» es una sección dedicada a contestar preguntas que el farmacéutico se plantea diariamente sobre la gestión de su patrimonio.< ...

Llegan las fiestas y, con ellas, las mesas llenas de viandas, brebajes varios y los protagonistas dulces: turrones, mazapanes, roscones, chocolate... Pero ¿con qué maridamos tanto az&u ...

Selección de las últimas novedades literarias.

...

El pasado mes de octubre tuvo lugar una nueva edición del Congreso de Atención Farmacéutica. Como una metáfora del fracaso de esta práctica asistencial, se celebr& ...

Cada 11 de abril se conmemora el Día Mundial del Parkinson, enfermedad neurodegenerativa e invalidante que afecta a hombres y mujeres sin respetar origen ni estatus social. Se presenta al da& ...

La revolución digital en la que nos encontramos, unida a un ritmo de vida más rápido y a una creciente falta de tiempo, está modificando la forma de cons ...

 

Lo más leído este mes

La edad de la menopausia


Profesión

La menopausia es un estado fisiológico de la mujer que forma parte del proceso natural de envejecimiento y que…

Módulo 6. Patologías neurológicas y su relación con la urgencia: epilepsia, meningitis y lesiones traumáticas


Cursos

Las patologías neurológicas que con mayor frecuencia motivan la consulta a urgencias son las enfermedades cerebrovasculares, que constituyen alrededor…

Hierro y calcio en venus


Profesión

Las mujeres pueden pasar por distintas situaciones fisiológicas y etapas de la vida que requieren un especial cuidado de…

Afecciones de garganta


Profesión

Introducción y definiciónEntre las afecciones de garganta nos encontramos una serie de procesos que afectan a la mucosa y…

Sobre ibuprofenos y paracetamoles


Ya viene el sol

Debatir sobre el futuro de una profesión siempre es sano, enriquecedor. Escuchar puntos de vista diferentes, teorías o propuestas…

Veinte años no es nada


Ya viene el sol

El pasado mes de octubre tuvo lugar una nueva edición del Congreso de Atención Farmacéutica. Como una metáfora del…

Posibles soluciones para la farmacia rural


Con firma

No es ninguna novedad la precaria situación en la que se encuentra la farmacia rural a día de hoy…

Módulo 8. Trastornos del neurodesarrollo. Trastorno del espectro autista y trastorno por déficit de atención e hiperactividad


Cursos

Objetivos de aprendizaje Conocer los principales trastornos del neurodesarrollo. Reconocer los síntomas que puede describir el familiar. Derivación al…

Revista El Farmacéutico

El Farmacéutico

La revista El Farmacéutico y su web son un producto de Ediciones Mayo, S.A. dedicado a la formación e información de los profesionales farmacéuticos. Los contenidos de la revista y la web requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por El Farmacéutico reemplazará la relación de los profesionales farmacéuticos con los pacientes.